Get The Look

Coloración: ¿Por qué el cabello no queda en el mismo color de la cajita?

  • Los cabellos sin teñir consiguen cambiar unos dos o cuatro tonos al aplicar coloración y no necesitan mucho tratamiento para cambiar el estilo.
Pantalla Completa
Previous Next
Los cabellos sin teñir consiguen cambiar unos dos o cuatro tonos al aplicar coloración y no necesitan mucho tratamiento para cambiar el estilo.

Muchas veces nos dejamos llevar por el color de la caja del envase de la coloración, pensando en que quedará exactamente igual en nuestro cabello. Lamentablemente, esto se cumple en muy pocos casos y tienes que tener en claro cuáles son los factores que pueden alterar el tono y cambiarlo.

Cada tinte de cabello tiene su número o la combinación de pigmentos para conseguir el color específico. Es necesario tomar atención para combinar el tono del producto con el color del cabello natural y así conseguir el resultado esperado.

Los tintes temporales no modifican el color de las hebras radicalmente, sólo reviven el tono u oscurecen las mechas. Lo que hay que tener en cuenta de este tipo de coloración es que el efecto es temporal y desaparece gradualmente con el lavado.

Los tintes permanentes son más potentes , consigue aclarar de dos a cuatro tonos el cabello "virgen" -aquellos que nunca se han teñido-, sin ningún tipo de química.

Para acentuar más el color del cabello, el colorista Daniel Oliveira explica que es posible usar decolorantes en el procedimiento, pero las mechas pueden sufrir durante el proceso, tal como explica "es posible dejar el cabello más claro en un proceso único, pero podría afectar la salud de las hebras. Un cabello claro muy damnificado no queda estéticamente bonito".

Para quien tiene el cabello teñido y quiere cambiar radicalmente, lo indicado es hacer un decapado. "Tintes permanentes coloridos pueden permanecer y hasta oscurecer las hebras, pues significa que ella estará depositando más pigmentos en la fibra capilar, por lo que habrá una carga doble de color en las hebras. Por ejemplo, una rubia que pinta de castaño, siempre tendrá un fondo rojizo después de algunas lavadas. Aclarar es más difícil, porque significa retirar el pigmento, y es necesario productos más fuerte, como el decapado", contó el colorista.

El proceso de reflejos o luces, son los más indicados para quien quiere ser rubia poco a poco.

La decoloración para mechas puede ampliar la gama entre cinco a seis tonos y si lo que buscas es retirar el tono amarillo o los reflejos rojizos, es imprescindible que matices el tono. La matización neutraliza, aumenta o intensifica algún color para llegar al tono deseado.

Cuando el cambio es para colores de la misma gama, es indicado decolorar con más lavadas y usar shampoo anti-residuos, los que abren la cutícula de la hebra y dejan salir el pigmento más fácilmente de la fibra capilar.

ver más : coloración
Temas relacionados
Coloraciones capilares

Conoce las tendencias en 2017