Get The Look

Disciplina para tu cabello seco en invierno: 4 recomendaciones para domar raíz y extremos

  • Los rotulados para cabello seco - hoy presentes en farmacias y supermercados - te ayudarán a mantenerlo sedoso a pesar del frío, siendo la combinación de ambos productos de limpieza una de las pocas formas para hacerlo brillar. Busca aquellos productos que contengan ingredientes reparadores y además cumplan con la promesa de reparar el daño ya existente.
  • ¿El frío de otoño/invierno te desalienta a la hora de lavar el cabello? Pues sigue tu instinto y durante los meses de bajas temperaturas espacia los lavados. Ello no sólo te ayudará a evitar posibles resfríos sino también combatirá que este se rompa.
  • Si sufres por tu cabello graso y este es el motivo de tu lavado a diario, la escapatoria podría estar en los shampoos en seco. Ellos podrían despejar la suciedad dejando el pelo visiblemente limpio sin necesidad de mojarlo.
  •  La ropa gruesa y subida, que se ubica cercana al cuello aumenta la fricción, haciendo a las hebras más difíciles de ordenar. La salida a este molesto volumen está precisamente en los óleos, ya que ellos dejan el pelo dócil para el peinado y aportan una cuota de luminosidad a su superficie.
  • El daño inmediato y más evidente de las cabelleras secas se manifiesta en los extremos, ya que estos se resecan, abren y lucen dobles, dejando en casos las puntas como verdaderas escobas. Esta apariencia, llegado el frío puede intensificarse con el cambio de temperatura, por lo cual deberás estar atenta a dar frecuentemente un shock de energía a tus puntas.
Pantalla Completa
Previous Next
Los rotulados para cabello seco - hoy presentes en farmacias y supermercados - te ayudarán a mantenerlo sedoso a pesar del frío, siendo la combinación de ambos productos de limpieza una de las pocas formas para hacerlo brillar. Busca aquellos productos que contengan ingredientes reparadores y además cumplan con la promesa de reparar el daño ya existente.
  • Los rotulados para cabello seco - hoy presentes en farmacias y supermercados - te ayudarán a mantenerlo sedoso a pesar del frío, siendo la combinación de ambos productos de limpieza una de las pocas formas para hacerlo brillar. Busca aquellos productos que contengan ingredientes reparadores y además cumplan con la promesa de reparar el daño ya existente.
  • ¿El frío de otoño/invierno te desalienta a la hora de lavar el cabello? Pues sigue tu instinto y durante los meses de bajas temperaturas espacia los lavados. Ello no sólo te ayudará a evitar posibles resfríos sino también combatirá que este se rompa.
  • Si sufres por tu cabello graso y este es el motivo de tu lavado a diario, la escapatoria podría estar en los shampoos en seco. Ellos podrían despejar la suciedad dejando el pelo visiblemente limpio sin necesidad de mojarlo.
  •  La ropa gruesa y subida, que se ubica cercana al cuello aumenta la fricción, haciendo a las hebras más difíciles de ordenar. La salida a este molesto volumen está precisamente en los óleos, ya que ellos dejan el pelo dócil para el peinado y aportan una cuota de luminosidad a su superficie.
  • El daño inmediato y más evidente de las cabelleras secas se manifiesta en los extremos, ya que estos se resecan, abren y lucen dobles, dejando en casos las puntas como verdaderas escobas. Esta apariencia, llegado el frío puede intensificarse con el cambio de temperatura, por lo cual deberás estar atenta a dar frecuentemente un shock de energía a tus puntas.

Si disciplinar tu cabello seco fue difícil en verano, el otoño e invierno presentan otro gran desafío en materia capilar, una meta con dos objetivos claros: la primera de ellas recuperar los daños de los meses de calor, y la segunda, robustecer la fibra desde lo más profundo. Aprovecha el clima frío para hacer a tu cabellera poderosa siguiendo consejos tan prácticos como estos.

El pelo seco no solo aqueja a las puntas. Durante los meses de otoño, la idea es fortalecer a las hebras en su totalidad, tratando tanto raíz, como medios y extremos. Para ello, atenta al momento del lavado y adición de leave in, ocasiones claves para lograr una disciplina total.

Cuidados para tu cuero cabelludo y extremos secos

#1. Refuerzos al alcance de tu mano
Mejorar la condición del cabello seco no es una misión imposible, sino muchas veces, se encuentra más cerca de lo que piensas. Las marcas de belleza han ampliado su ofrecimiento, dando protagonismo a shampoos y acondicionadores de tratamiento en góndolas tanto de farmacias como supermercados, incluso lanzando ediciones limitadas de invierno. De esta manera, será mucho más fácil dar con un producto para atacar la condición seca. El rotulado te ayudará a mantenerlo sedoso a pesar del frío, siendo la combinación de ambos productos de limpieza una de las pocas formas para hacerlo brillar. Busca aquellos productos que contengan ingredientes reparadores y además cumplan con la promesa de reparar el daño ya existente.

#2. Lavados, ¡no a diario!
¿El frío de otoño/invierno te desalienta a la hora de lavar el cabello? Pues sigue tu instinto y durante los meses de bajas temperaturas espacia los lavados. Ello no sólo te ayudará a evitar posibles resfríos sino también combatirá que este se rompa. La razón es muy sencilla y radica en la fragilidad del pelo en su estado húmedo. Al estar recién lavadas las hebras tienden a romperse con más facilidad, por lo cual una programación adecuada de lavados te ayudaría en varios aspectos.

Si sufres por tu cabello graso y este es el motivo de tu lavado a diario, la escapatoria podría estar en los shampoos en seco. Ellos podrían despejar la suciedad dejando el pelo visiblemente limpio sin necesidad de mojarlo.

#3.Óleos anti frizz
Uno de los formatos más en boga del último tiempo como disciplinante de permanencia son los aceites, aliados definitivos contra el aumento del frizz capilar en esta época del año. La ropa gruesa y subida, que se ubica cercana al cuello aumenta la fricción, haciendo a las hebras más difíciles de ordenar. Y la salida a este molesto volumen está precisamente en los óleos, ya que ellos dejan el pelo dócil para el peinado y aportan una cuota de luminosidad a su superficie.

#4. No olvides sellar las puntas
El daño inmediato y más evidente de las cabelleras secas se manifiesta en los extremos, ya que estos se resecan, abren y lucen dobles, dejando en casos las puntas como verdaderas escobas. Esta apariencia, llegado el frío puede intensificarse con el cambio de temperatura, por lo cual deberás estar atenta a dar frecuentemente un shock de energía a tus puntas. Séllalo tras el lavado para que el calor del secador o plancha no lo dañe, y para que la humedad ambiental tampoco influya sobre su apariencia.

Completa tu Look!
Temas relacionados
Coloraciones capilares

Conoce las tendencias en 2017